-
Instalaciones Nevares S.A.
-
Primera empresa instaladora asturiana que obtiene el certificado de calidad ISO 9002 (actualmente 9001:2008).
- -
Título Noticias

Octubre 2017
Plan Renove Gas 2017

Julio 2017
Nuestro Penúltimo héroe (Publicado en El Comercio el día 10/07/17)

Julio 2017
Publicación en el BOE del II Convenio Estatal del Metal

Mayo 2017
Un Tal Pelayo... (Publicado en El Comercio el día 30/05/17)

-
Título Noticia
24-10-2008

La Caída (Publicado En El Comercio El 24/10/08)

La Caída

Quien fuera Presidente del Gobierno de España, bajo cuya “hégira” se aprobó la moratoria nuclear, se ha caído del caballo. Larga galopada la de nuestro Saulo; nada menos que veinticinco años con sus días y sus noches.

El parón nuclear de Felipe González encantó a la progresía en la misma medida que produjo una regresión en la generación y un aumento del coste eléctrico, cuya factura está por saldar a día de hoy; lo sabemos todos cuantos hemos de pagar un recibo de electricidad, aunque las liquidaciones ahora lo disimulen o enmascaren.

Bien está caerse del caballo, dicho sea en el sentido bíblico del término; nunca es tarde y ya dice el refrán que rectificar es de sabios. Lo hace además vistiéndose de “Guerra”, para dejar de “González” a Zapatero, recuperando aquel tándem que tanto juego les diera en su tiempo: El Presidente negándose a aceptar la energía nuclear y él que ya no tiene nada que perder, dispuesto a perderlo todo por la causa que rechazó veinticinco años atrás.

Es más de una generación la transcurrida desde la entrada en vigor de la moratoria y España está cansada de perder a lo largo de la historia, generaciones tanto humanas, como ahora eléctricas.

En este tiempo, nuestro país ha tenido que comprar ingentes cantidades de gigavatios - nucleares, por supuesto - a quien no hace ascos a la susodicha. Pero además en ese ¡cuarto de siglo! los países que apostaron por ella, se hicieron con el santo y la seña en materia científica y tecnológica, además de la económica, referidas a la energía nuclear, liderando un know-how de elevadísimo valor añadido.

Quien me conoce sabe cómo defiendo las energías alternativas, pero hoy, aquí, seguir renunciando a la energía nuclear para generación eléctrica es un error de magnitud macroeconómica brutal.

Pondré un ejemplo: Los paneles solares térmicos de un hotel generaron este verano, agua caliente en dos meses por el equivalente a tres mil kg. de gas propano. Pero el establecimiento en ese tiempo gastó seis mil kg. de dicho combustible. El sol no calienta ni todos los días, ni veinticuatro horas al día. Los consumos de cocina, que de momento han de ser de gas también están incluidos aquí y, el establecimiento ha de funcionar continuamente.

Quiere ello decir que, desgraciadamente, las energías renovables no pueden sustituir a otras fuentes al ciento por ciento, sin que el sistema se resienta en su funcionamiento y en sus prestaciones.

Por ello aplaudo yo la caída de nuestro Saulo de la que le deseo que haya salido indemne; todo lo contrario del país al que representó, que perdió un cuarto de siglo, en este envite.

Poner en marcha una central nuclear no ocupará menos de una docena de años: tiempo más que suficiente para que muchos perdamos el pelo, aun sin radiaciones…

En una de las salas del Palacio Pitti de Florencia, cuelga un lienzo que me impresionó: Un soldado cae de su caballo y queda desarzonado y con uno de sus pies atado al estribo; el caballo, prieto azabache, al galope, desbocado, y el caballero boca abajo va arrastrado por el corcel, dejando atrás jirones de su cuerpo y regueros de su sangre. Errar es humano; mas cuando el error puede afectar al común, hay que tentarse la ropa antes de tomar decisiones tan trascendentales.

En el verano de 1982 asistí a un curso titulado “El Medio Ambiente y la Energía” en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo de Santander. Uno de los ponentes era el Director del Consejo de Seguridad Nuclear. Gobernaba entonces UCD a quien el PSOE tenía entre las cuerdas entre otros motivos por la Energía Nuclear. Aquel hombre que – chocante hoy - fumaba en el aula y fuera de ella unos habanos de importantes dimensiones, hizo una exposición clara y concisa de la situación española al respecto, que ya ven, llega hasta hoy sin grandes sobresaltos. Quizás el manejo de la información en ciertas situaciones no fue acertado, pero ello no significo que hayamos corrido riesgos de la más mínima importancia.

Quiero insistir: A mí tampoco me gusta, aunque para un técnico, una central nuclear es la maravilla de la Técnica. Mas hoy por hoy, no tenemos mejor opción que apostar por ella, con toda la seguridad imaginable.

Parece ser que Felipe González ha visto la luz – la luz eléctrica – que muchos de sus correligionarios aprobarán y otros rechazarán. Esperemos que ya no sea tarde.


Manuel Nevares Vega
Ingeniero Técnico Industrial
y empresario.

- -
Título Proyectos
HUNASER - Matadero de Mieres
Hospital Avilés
Generador / Quemador de ‪#‎SaintGobain
Acceder a la ficha del proyecto

Complejo Hotelero En Beceña
Acceder a la ficha del proyecto

-
-
-